sábado, septiembre 30, 2006

Como decían Los Burros: delgada como el viento.
Me habla del chi que todos tenemos y que está intentando canalizar. Tiene los ojos grandes y oscuros, a veces tristes pero siempre con una luz de sonrisa que derrama sin esfuerzo.

Me está enseñando (sin saberlo) que hay que tener paciencia, que las sombras de alrededor no son tales la mayoría de las veces, que nuestra propia mirada hace fantasmas y eso no es bueno. Que hay que dar una oportunidad antes de rechazar.

También me mete la etiqueta por dentro, me deja mensajitos en el parabrisas cuando tengo un mal día y está empeñada en que coma algo de la fruta que trae de desayuno.

Es más frágil de lo que aparenta, y más dura de lo que parece. No sabe lo que para mí ha significado conocerla.

De todo el que nos rodea vamos aprehendiendo, absorbiendo, integrando actitudes, ideas, sensaciones... Así, hay ocasiones en las que, sin pretenderlo, sin que te des cuenta, tu vida significa más de lo que puedas imaginar para otra persona.

6 comentarios:
  • 2/10/06 11:43, Hans dijo...

    Pues niña, yo creo que lo único que puedes hacer es dar gracias a ........ (rellénese con su divinidad favorita si la hubiere, o al destino en ausencia d'ella) por la suerte que has tenido.

  • 2/10/06 13:25, el necroscopio dijo...

    A veces suena la flauta y aparece alguien que merece la pena y no hay que dejarlo escapar...
    Un saludo.

  • 2/10/06 16:31, Guillermo dijo...

    ¿Vas aceptando pastillas de colores de desconocidos? tsk que mal ejemplo

  • 2/10/06 22:43, terminus dijo...

    Huyyyyyyyy, que contento me pongo al leer lo que dices.
    Tienes razón, a veces las vidas que nos rodean nos sirven de ejemplo, como la tuya.

    Besooooo

    Edu

    PD: Por cierto... que dentro de poco vuelve a haber bombones de esos, no digo "na".

  • 3/10/06 13:23, Awake at last dijo...

    Y que te dure, Bereguapa.

    Muuuaks.

  • 3/10/06 21:32, Gacela dijo...

    Hay gente capaz de arruinarnos un buen día con sus ojos fríos y sus palabras malintencionadas, que te van hundiendo poco a poco. Pero también hay gente del otro tipo, de las que dibujan sonrisas y tienen detalles sin razón aparente...

    Y después de una racha encontrando gente del primer tipo, tiene que venir la racha de tropezarse de continuo con buena gente, no?

Pss pss sgueme
Bereni-C reloaded

Marcas de ganaderos
Free Blogger Templates

BLOGGER